MARTES, 13 DE MAYO DE 2014
La Economía Cotidiana: Entrevista con Gary S. Becker
En materia económica, usted opina que AMLO es...
Un ignorante
Un mentiroso
Una mente brillante

Roberto Salinas y Adolfo Gutiérrez






La economía parece complicada en algunos aspectos, pero está construida de principios sencillos: La mayoría de la gente desea vivir mejor y para eso aplica política económica en su propia vida.


La economía es considerada una de las áreas de conocimiento más oscuras para el ser humano, vista como una ciencia oculta donde no hay consenso y donde las variables de un modelo abstracto son más importantes que la economía cotidiana. La gran excepción a esta regla es Gary S. Becker, Profesor en la Universidad de Chicago y Premio Nobel de Ciencia Económica en 1992, quién falleció el pasado sábado 3 de mayo de este 2014.

El galardón Nobel le fue otorgado por su “aplicación de la teoría económica a los aspectos del comportamiento humano antes tratados exclusivamente por disciplinas de las ciencias sociales como la sociología, la demografía y el derecho”.

Gary Becker estuvo en México, entre varias visitas que realizó a nuestro país a lo largo de su vida, en marzo de 2002, para presentar la versión en español de su libro The Economics of Life, bajo el título La Economía Cotidiana, publicado por Editorial Planeta, un proyecto que fue coorganizado con el Centro de Investigación para el Desarrollo A.C. (CIDAC) y donde los autores de este in memoriam fueron partícipes tanto en la edición como la presentación del texto ante la comunidad mexicana.

Tuvimos la oportunidad de platicar con él, en ese entonces. A continuación, presentamos una reproducción de la entrevista que sostuvimos con el Dr. Becker.

RSL & AG: La mayoría de la gente piensa que la economía es difícil de entender, pero por otro lado la economía está presente en la mayoría de las decisiones que forman parte de nuestra vida. ¿Qué nos puede decir acerca de esto?

GB: La economía es complicada en algunos aspectos, pero está construida de principios sencillos como, por ejemplo, que la mayoría de la gente desea vivir mejor y para eso aplica política económica en su propia vida. Uno de los principios es que la gente trata de hacer lo que cree que más le conviene dadas las circunstancias. Y la mayoría de la gente estaría de acuerdo con eso. Y segundo, como resultado de lo anterior, el comportamiento de la gente está fuertemente afectado por incentivos económicos. En un mercado laboral donde los trabajadores no pueden ser despedidos es natural esperar que la gente haga lo mejor que pueda, pero en este caso al hacer lo mejor que pueda, es posible que se tome la vida lo más fácilmente posible, porque no tiene un incentivo para realizar las cosas bien, por eso es que muchos países poseen un mercado laboral sumamente ineficiente. Otro ejemplo de cómo actúan los incentivos es cuando la gente decide casarse. Uno podría pensar que eso no es un problema económico, ciertamente no es reducible a un problema monetario, pero lo importante es que la gente trata de hacer lo que más le conviene, así que piensan si estarían mejor casándose o permaneciendo solteros, lo cual es un problema de calcular los costos y beneficios. Si un jefe de familia es despedido de su empleo es más fácil que los esposos decidan separase, debido a los problemas que esto genera, y esto es lo que pasa en varios países con altas tasas de divorcios.

RSL & AG: ¿Cómo podría ayudarnos su libro La Economía Cotidiana?

GB: Mi libro trata de exponer los problemas económicos en un lenguaje sencillo de manera que toda la gente los pueda entender. Si tomamos en cuenta las recesiones, hay maneras de cómo reducir sus efectos. Por ejemplo, estamos acostrumbados a ver sólo un lado de los problemas; las recesiones generan desempleo, pero por otro lado las empresas lanzan a muchísima gente a la calle, y lo que trata de hacer ver el libro es que ello significa una liberación de recursos, recursos que están demandando otros sectores de la economía. Hay muchos países que tienen muy poco desempleo, pero no porque no haya despidos ni echen gente a la calle, sino porque hay otras compañías que están demandados esos recursos y hay la flexibilidad laboral para acomodar esa demanda. El libro nos ayuda a entender eso. Mucha gente no lo entiende, aún la mayoría de los economistas. Es por eso que aún en recesiones hay baja tasa de desempleo en algunos países.

RSL & AG: En días pasados, nuestro Congreso aprobó varias medidas fiscales con las que la mayoría de la gente no está de acuerdo. Piensan que las nuevas medidas hacen más difícil pagar los impuestos, y hace que la gente no adquiera la cultura de pagar impuestos. ¿Qué piensa de la importancia de que cosas como ésta puedan ser entendidas por la gente para que puedan exigir un buen trabajo de sus representantes?

GB: Los sistemas impositivos tienen efectos notables en el crecimiento de los países. No conozco los detalles de la estructura fiscal en México, pero sé cómo debería ser un buen sistema fiscal. Ésta no debe ser regresiva, tiene que ser lo menos complicada posible, tal vez un impuesto único, y se tiene que mantener el gasto del gobierno en niveles relativamente bajos de manera que sólo se gaste en las acciones que el gobierno puede realizar mejor que el sector privado. Si se elevan los impuestos el gobierno tiene más para gastar. Yo prefiero un impuesto simple y general al consumo como la estructura fiscal básica de una economía. Y vigilar que el gobierno realice únicamente las cosas que debe y que no podría hacer sólo el sector privado, como proteger a la gente del crimen. Muchos gobiernos no hacen una buena tarea en proteger a su gente del crimen y limitar la inseguridad. Si los gobiernos no cumplen ésta y otras tareas fundamentales, no pueden darse el lujo de estar haciendo otras cosas. Se debe analizar la estructura fiscal de los países partiendo de lo que debe hacer y lo que no debe hacer un gobierno.

RSL & AG: Hemos observado con mucho detalle la terrible crisis en Argentina y mucha gente se pregunta si podríamos eventualmente tener un problema similar. ¿Podría ser esto posible?

GB: Absolutamente posible. Es una muy triste situación lo de Argentina, porque fue muy importante en la última década del siglo, en términos de credibilidad, al haber eliminado con su política cambiaria la hiperinflación. La gente se pregunta, inevitablemente, ¿cuál es el gran problema de Argentina? El problema de Argentina es que la convertibilidad permitió disminuir la inflación pero el gobierno siguió endeudándose en dólares en los mercados internacionales para financiar un gasto público excesivo. La deuda argentina está por arriba de 150 mil millones de dólares, de la cual la mayoría está denominada en dólares. Ellos no pueden ahora afrontar ese compromiso y han dicho que no pagarán. Pero ¿cómo entraron en esa situación? Hay una simple y sencilla razón: el gobierno gastaba mucho más de lo que recaudaba de impuestos. ¿Cómo financiaron esto? En los viejos tiempos, Argentina lo hacía imprimiendo billetes, pero la convertibilidad le cerró esa puerta. Ya no pudieron seguir haciéndolo así. Pero la convertibilidad no le cerró la puerta al endeudamiento en los mercados internacionales. Cada vez fue más difícil financiar su déficit. Cualquier país, no importando su régimen cambiario, puede caer en la misma situación. El régimen cambiario no puede protegernos de ese problema. Por ello, pienso que México y otros países podrían eventualmente caer en la misma situación que Argentina si no corrigen sus finanzas públicas. ¿Cómo se puede evitar? La única forma es asegurarse de que se puede financiar lo que el gobierno gasta, principalmente mediante la recaudación impositiva.

RSL & AG: En varias disciplinas, y no sólo en la economía, su trabajo es conocido por el énfasis sobre los recursos humanos y la inversión en capital humano como fuente de crecimiento.

GB: Varios estudios demuestran que ningún país puede lograr el crecimiento sostenido sin un grado significativo de inversión en recursos humanos. Cuando hablamos de recursos humanos, nos referimos a renglones como la educación, la capacitación, la familia, la salud humana. Estos rubros aumentan el conocimiento y la capacidad del individuo, por lo que la importancia de enfatizar el papel de los recursos humanos reside en que pone a la persona en el centro del análisis económico; no al Estado, no a los grupos, no a las razas, sino al individuo. La razón de la importancia de esto para el desarrollo económico es que la base de las economías es el conocimiento. Es una relación causal fundamental para comprender los avances del mundo contemporáneo.

RSL: Un tema de gran preocupación en México es el aumento del crimen, especialmente en estos tiempos. ¿Qué nos puede aportar su visión en esta materia?

GB: Creo que el crimen es uno de los problemas más importantes que enfrenta una sociedad. El problema es que la gente encuentra muy costoso vivir en un ambiente donde no es garantizada su vida o su libertad o su propiedad contra los criminales. Yo vivo en Chicago y sé de eso, porque es una de las ciudades con más altos índices delictivos. La mayoría de la gente piensa que el crimen es un problema de la vida moderna, o que los criminales son en realidad las víctimas, o un fenómeno de la cultura moderna. Yo creo que cualquier país podría reducir el crimen significativamente si está dispuesto a seguir algunos pasos. Uno tiene que ver con la justicia y otro con mejorar las oportunidades legales y económicas. El promedio de la gente parece tener más sentido común para entender esto que muchos intelectuales. Se tiene que incrementar la pena o el castigo para alguien que comete un crimen, porque las acciones humanas se basan en incentivos. Si se cometió un crimen serio se debe aplicar un castigo serio. Si se observan países con un alto índice delictivo, se encontrará que los castigos son pocos, o que la probabilidad de ser consignado es muy baja. La alta posibilidad de escapar de la justicia constituye poderosos incentivos para dedicarse al crimen. Países que siguen este sencillo paso disminuyen el crimen, como lo ha hecho Estados Unidos en los últimos 20 años; y los que no han seguido este paso sencillamente han aumentado su inseguridad. El segundo paso que se debe tomar, igual de importante, es que debe existir un mercado laboral flexible y un buen sistema educativo, de manera que la gente piense que puede conseguir un buen o mejor trabajo, dada su educación, y aún siendo de escasos recursos, sin necesidad de dedicarse al crimen. Son dos lados de una misma moneda. Un buen sistema de justicia y un buen sistema económico que provea oportunidades, buenas expectativas de ingreso. Si eso se hace, cualquier país, incluyendo México, podría reducir significativamente el crimen, no necesariamente a cero, pero sí a niveles donde su gente pueda vivir relativamente tranquila.

RSL: Finalmente, Dr. Becker, ¿Qué perspectivas nos puede dar sobre la posibilidad de lograr un México más libre, más desarrollado, más abierto?

GB: Yo tengo optimismo sobre las perspectivas futuras de la economía mexicana. Si se sigue por la ruta del libre comercio, si se logra aumentar la libertad económica, el resultado será mayor crecimiento general. Y con ello no habrá el triste incentivo de migrar hacia otras regiones, ya que habrá la oportunidad de aprovechar el enorme potencial que tiene este país.

RSL & AG: Dr. Becker, thank you very much.

Para Gary Becker, el ser humano es el centro de la actividad económica. Según su visión, expresada en La Economía Cotidiana, la validez de un modelo económico depende no de los números o fórmulas abstractas, sino del sentido común de nuestro quehacer como agentes económicos. Sin duda, ésta es una obra muy relevante para explicar temas de actualidad en las sociedades de América Latina.

(EN LA FOTOGRAFÍA: ROBERTO SALINAS LEÓN Y ADOLFO GUTIÉRREZ CHÁVEZ CON EL AUTOR DE LA ECONOMÍA COTIDIANA, GARY S. BECKER).


 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus