VIERNES, 18 DE MARZO DE 2011
El PRI ¿reformas simuladas?

La decisión de López Obrador de liberar al hijo del "Chapo" Guzmán recién capturado fue...
Un acierto
Un error
No sé



El punto sobre la i
“Todo gobierno, por supuesto, va contra la Libertad.”
H.L. Menken


Más artículos...
Roberto Salinas
• Populismo en América Latina

Arturo Damm
• Narcotráfico (III)

Arturo Damm
• Narcotráfico (II)

Víctor Hugo Becerra
• México: Del Estado fallido al Estado vencido

Arturo Damm
• Narcotráfico (I)

Manuel Suárez Mier
• Estancamiento sincrónico

Arturo Damm
• Riqueza


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Luis Pazos







“Aunque hay priístas que saben lo que se necesita cambiar en materia fiscal y laboral, no lo pueden o quieren implementar, pues muchos de los votos y recursos cautivos del PRI provienen de gremios y grupos a quienes no les convienen esos cambios.”


Recientemente los priístas presentaron iniciativas de reformas a la ley fiscal y laboral para dar la impresión de que están dispuestos a modernizar la legislación. El PRI hasta la fecha ha votado en contra de las reformas estructurales o las ha mediatizado. En el 2008 mediatizaron la iniciativa de reforma energética presentada por el Ejecutivo para modernizar a PEMEX. Al final, lo aprobado sólo aumentó la burocracia y no pasaron los contratos de riesgo, debido a que al sindicato y a los empresarios que monopolizan los contratos de esa paraestatal no les convenían, y esos grupos son fuentes de recursos para el PRI.

Hay grupos corporativistas en el campo ligados al PRI que no les conviene un IVA generalizado, es por ello que la iniciativa del senador Beltrones fue rasurada por los mismos priístas y es difícil que al final aporte algún elemento nuevo para aumentar la competitividad fiscal.

El proyecto de iniciativa de Reforma Laboral que presentó un grupo del PRI iba en sentido contrario a lo que se necesita. El mismo coordinador de la bancada priísta, Francisco Rojas, suprimió varios artículos que de aprobarse la hubieran hecho más rígida, costosa y anticompetitiva.

Aunque hay priístas que saben lo que se necesita cambiar en materia fiscal y laboral, no lo pueden o quieren implementar, pues muchos de los votos y recursos cautivos del PRI provienen de gremios y grupos a quienes no les convienen esos cambios.

Ojalá los proyectos de reformas priístas terminen en algo positivo para el país y no se cumplan cabalmente las tesis planteadas en el libro “Quien manda en México”, donde afirmamos que el PRI le ha apostado en la última década a un México con bajos crecimientos y desempleo, sin reformas que aumenten competitividad e inversión, para que se acuerden de ellos en las próximas elecciones del 2012.

• Reformas estructurales • PRI • Política mexicana • Buscadores de rentas

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus