JUEVES, 21 DE FEBRERO DE 2019
Verdadera economía de mercado

¿Usted considera que las acciones del actual gobierno concuerdan con sus propuestas de política industrial?
No
No sé



El punto sobre la i
“El dinero en efectivo es una garantía de libertad individual, por su eficiencia, versatilidad, irrastreabilidad y anonimato.”
Víctor H. Becerra


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• Estancamiento sincrónico

Arturo Damm
• Riqueza

Roberto Salinas
• Libertad económica

Luis Pazos
• Cero crecimiento en 2019, ¿por qué?

Arturo Damm
• Empobrecimiento

Isaac Katz
• Competitividad

Ricardo Valenzuela
• La sarna del congreso de EU


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“¿Será la verdadera economía de mercado, la dirección que tome el CFIECE?”


Alfonso Romo, jefe de la Oficina de la Presidencia, estará al frente del Consejo para el Fomento de la Inversión, el Empleo y el Crecimiento Económico, CFIECE, cuyo fin es proponer las medidas necesarias para hacer de la mexicana una economía más segura y confiable para los empresarios, de tal manera que se decidan a invertir directamente más, siendo la inversión directa la que produce bienes y servicios (variable con la que se mide el crecimiento de la economía), la que crea empleos y la que genera ingresos, para lo cual hace falta una verdadera economía de mercado, basada en el pleno reconocimiento, la definición puntual y la garantía jurídica de los derechos de los empresarios, que son el derecho a la libertad individual para producir, ofrecer y vender (emprender), y el derecho a la propiedad privada sobre los medios de producción necesarios para poder emprender (producir, ofrecer y vender).

En una verdadera economía de mercado las reglas del juego, comenzando por las normas jurídicas, no defienden los intereses de los empresarios (de los cuales el más conspicuo es enfrentar la menor competencia posible para poder cobrar el mayor precio posible), pero sí garantizan sus derechos (los ya mencionados: a la libertad y a la propiedad). Lo primero, defender los intereses de los empresarios, es propio del mercantilismo, lo segundo, garantizar los derechos de los empresarios, es propio de la verdadera economía de mercado, esa que en México todavía no tenemos. Allí están las amenazas en contra de la libertad y la propiedad, comenzando por los artículos 25 y 28 de la Constitución, el primero a favor de la planeación, conducción, coordinación y orientación gubernamental de la economía, clara amenaza contra la libertad individual; el segundo haciendo posible, con la condición de que el Congreso de la Unión expida una ley al respecto, la expropiación de medios de producción, obvia amenaza contra la propiedad privada.

Lo bueno del caso es que Romo ha insinuado, en más de una ocasión, que está a favor de la verdadera economía de mercado, basada en el respeto a los dos derechos ya mencionados. El 17 de septiembre de 2017, en la presentación del Proyecto de Nación de AMLO, Romo dijo: “Proponemos un estado de respeto de las libertades y las propiedades. No vemos la propiedad privada como una concesión benévola del estado, sino como un derecho inherente a cada hombre y a cada mujer”, respeto a la libertad que, en el ámbito de la economía, es libertad individual para producir, ofrecer y vender; respeto a la propiedad que, en el mismo ámbito económico, es propiedad privada sobre los medios de producción, siendo esta propiedad la condición de posibilidad del ejercicio de aquella libertad.

¿Será ésta, la de la verdadera economía de mercado, la dirección que tome el CFIECE? Más nos vale, pero lo dudo mucho.

• “4ta transformación”

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus