VIERNES, 11 DE OCTUBRE DE 2019
El mínimo crecimiento

¿Usted considera que la renuncia de Evo Morales a la presidencia de Bolivia es un golpe de estado?
No
No sé



El punto sobre la i
“Los pobres nos facilitan el acceso al Cielo. Ya desde ahora son el tesoro de la Iglesia. Nos muestran la riqueza que no se devalúa nunca, la que une la Tierra y el Cielo, y por la que verdaderamente vale la pena vivir: el amor.”
Papa Francisco


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• ¡Peligra la economía de mercado!

Arturo Damm
• Guardar la Constitución

Luis Pazos
• México en el Índice de Progreso Social

Arturo Damm
• Economía y moral

Ricardo Valenzuela
• Moral, el árbol que da moras

Arturo Damm
• Reloj legislativo, artimaña

Víctor Hugo Becerra
• Bolivia: Cinco lecciones para México y América Latina


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“El crecimiento sí importa, por lo que debemos preguntarnos cuál es el mínimo crecimiento que debe tener la economía.”


¿Por qué es importante que la economía crezca lo más posible? Porque el crecimiento se mide por el comportamiento de la producción de bienes y servicios para el consumo final, el Producto Interno Bruto, PIB, y una de las condiciones necesarias para minimizar la escasez, y por lo tanto elevar el bienestar, es que se produzca y ofrezca lo más posible.

El problema económico de fondo es la escasez, el hecho de que no todo alcanza para todos, menos en las cantidades que cada uno quisiera, y mucho menos gratis. Una de las condiciones que deben cumplirse para minimizarlo, en el entendido de que nunca lo resolveremos (nunca viviremos en un mundo en el cual todo alcance para todos, en las cantidades que cada uno quisiera, y mucho menos gratis), es que la producción de bienes y servicios, y por lo tanto su oferta, sea la mayor posible o, dicho de otra manera, que el crecimiento de la economía sea el mayor posible.

El bienestar de la gente depende de la cantidad, calidad y variedad de los bienes y servicios de los que dispone, de tal manera que a mayor cantidad, calidad y variedad de los mismos mayor bienestar, todo lo cual depende, para empezar, de que se produzca y ofrezca lo más posible, es decir, de que la economía crezca lo más posible.

El crecimiento sí importa, por lo que debemos preguntarnos cuál es el mínimo crecimiento que debe tener la economía. Propongo dos respuestas.

Primera. El mínimo crecimiento de la economía debe ser igual al crecimiento demográfico, para que, por lo menos, el PIB por habitante se mantenga constante. En los últimos cinco años (2014 – 2018) la tasa promedio de crecimiento demográfico fue 1.05 por ciento. Para este año se espera, según la última encuesta del Banco de México a los economistas del sector privado, que la economía crezca 0.43 por ciento, por debajo del que debería ser, desde esta perspectiva, el mínimo crecimiento.

Segunda. El mínimo crecimiento de la economía debe ser igual al crecimiento promedio de los últimos cinco años (2014 – 2018), que en nuestro caso fue 2.6 por ciento. El crecimiento esperado para este año es el ya citado 0.43 por ciento, muy por debajo del que debería ser, desde este punto de vista, el mínimo.

La pregunta que he hecho tiene que ver con el mínimo crecimiento que debe lograr la economía, entendiendo por tal eso: el mínimo, que sería de los males el menor, algo que, si aceptamos las dos repuestas que he dado, no alcanzaremos en este 2019, por lo que éste será, en materia de crecimiento, un año perdido, a lo cual habrá que sumarle todo lo que se perderá adicionalmente, comenzando por creación de empleos y generación de ingresos, lo cual puede iniciar un círculo vicioso de menor producción de bienes y servicios, menor creación de empleos, menor generación de ingresos.

• Cultura económica • Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus