LUNES, 10 DE DICIEMBRE DE 2007
Dar línea a los medios

El PIB en todo 2019 se contrajo -0.1%. Dado que la política económica de este gobierno no cambiará, ¿cuál es su pronóstico para 2020?
<0%
Entre 0% y 1%
>1%



El punto sobre la i
“El efecto natural del comercio es el de llevar a la paz. Dos naciones que comercian entre sí se hacen recíprocamente dependientes.”
Juan Pablo Viscardo y Guzmán


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• Venenosa propaganda en Chile

Arturo Damm
• IED, de mal en peor

Luis Pazos
• Escasez de medicinas en hospitales públicos

Arturo Damm
• El PIB: monto y composición

Ricardo Valenzuela
• El nuevo bufón de América Latina

Arturo Damm
• PIB, cifra definitiva

Isaac Katz
• Viejos pobres (II)


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Sergio Sarmiento







“Los medios de comunicación y los periodistas han tenido siempre posiciones políticas y candidatos y los han defendido abierta o veladamente. La forma más sana de equilibrar las cosas es promover la libertad de opiniones, para que el lector, radioescucha, televidente o internauta pueda tener acceso a tantas opiniones como pueda para tomar sus propias decisiones. Nada se logra con tratar de que todos los medios y los periodistas se ajusten a una misma línea.”


La discusión sobre el nuevo Cofipe ha hecho revivir mucha de la acrimonia que se generó en el momento en que se legisló la reforma electoral constitucional y que sin duda se reanudará cuando se llegue a la nueva reforma de la ley de radio y televisión. El proceso ha generado una abierta confrontación entre los medios electrónicos de comunicación y el poder legislativo.

No parece que haya manera realmente de evitar este choque en este momento. Los intereses de ambas partes son al parecer irreconciliables. Al final, tengo la impresión de que los partidos políticos y los medios de comunicación buscarán algún tipo de acercamiento. Los dos se necesitan mutuamente. Pero en el camino los pleitos están siendo incesantes.

 

El tema de los lineamientos del IFE a los medios ha sido el último capítulo en la disputa. El Cofipe que está siendo redactado en el Congreso estableció en un principio que el IFE deberá “presentar” lineamientos a los medios de comunicación para su cobertura de las campañas políticas. Esta disposición existía ya en el Cofipe, pero el viejo código señalaba que los lineamientos debían sugerirse y no presentarse. Ahora, por lo menos en la primera redacción, se eliminó el concepto de que éstos eran sugerencias.

 

La verdad es que la misma idea de incluir los lineamientos en la ley es una insensatez. Si son lineamientos voluntarios los que propondrá el IFE, entonces no tiene caso incluirlos en el Cofipe. Una ley sin sanción, como lo sabe cualquier estudiante de derecho, no sirve para nada. Pero si se incluye alguna sanción, y se pretende realmente obligar a los medios a ajustar sus coberturas a lo que establezcan los miembros del IFE, entonces estaremos ante una abierta violación a las garantías de libertad de expresión que establece la Constitución en sus artículos sexto y séptimo.

 

Los medios de comunicación y los periodistas han tenido siempre posiciones políticas y candidatos y los han defendido abierta o veladamente. Esto ocurre no sólo en México sino en todos los países del mundo. Pretender impedirlo es ir en contra de la naturaleza humana. La forma más sana de equilibrar las cosas es promover la libertad de opiniones, para que el lector, radioescucha, televidente o internauta pueda tener acceso a tantas opiniones como pueda para tomar sus propias decisiones. Nada se logra con tratar de que todos los medios y los periodistas se ajusten a una misma línea.

 

Si se quiere mantener un artículo que le dé facultades al IFE de dar línea a los medios, los legisladores estarán cometiendo un error. Aun si estos lineamientos quedan plasmados en la ley, los medios harán lo que quieran. Y al final no habrá un tribunal que se atreva a encarcelar a un periodista o a un dueño de medio de comunicación por el delito de expresar sus puntos de vista.

 

Mucho más sensato sería evitar este conflicto y simplemente reconocer que no le toca a ninguna institución del Estado, ni al IFE ni a ninguna otra, darle línea a los medios de comunicación.

• Reforma electoral

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus