MIÉRCOLES, 7 DE MAYO DE 2008
Distrito Federal: Cuesta abajo en su rodada

¿Considera usted que, en caso de logar su registro, “México Libre” es una alternativa viable para tener una oposición fuerte?
No
No sé



El punto sobre la i
“Por mucho que nos duela a los liberales, ninguna Constitución es garantía de la libertad.”
Carlos Rodríguez Braun


Más artículos...
Arturo Damm
• Neoliberalismo, ¿culpable?

Manuel Suárez Mier
• El misterio chileno

Arturo Damm
• Capitalismo de compadres (II)

Asael Polo Hernández
• ¿Liquidar o estabilizar?

Arturo Damm
• Capitalismo de compadres (I)

Ricardo Valenzuela
• Mexicanos, ustedes no merecen ser libres

Arturo Damm
• Capitalismos


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Ricardo Medina







“El Distrito Federal “perdió” –en términos de Producto Interno Bruto- 55,528 millones de pesos de 1994 a 2006, y tan sólo en el aciago sexenio de López Obrador y Encinas –2000 a 2006- la “pérdida” fue de 32,021 millones de pesos. Una entidad en decadencia.”


La Secretaría de Finanzas del Distrito Federal no es muy ducha en la asignatura de “atribución de culpas”. Culpa a la Secretaría de Hacienda de que recibirá menos participaciones de las que recibiría si prevalecieran las fórmulas del pasado. Error. La nueva fórmula no la impuso la Secretaría de Hacienda, sino que la aprobó el Congreso. Otro error aún más grave: La presunta disminución relativa –que no en números absolutos– de las participaciones, no es ni un pálido reflejo de la pérdida de peso que ha experimentado el Distrito Federal en términos de su aportación a la riqueza del país.

 

Y otro error semántico y filosófico: El gobierno del Distrito Federal NO es el Distrito Federal. Quien se lleva las participaciones es el gobierno de Marcelo Ebrard, no los capitalinos.

 

En 1994 el Distrito Federal representaba el 23.6% del PIB nacional; en 2006 ya había caído 3.3 puntos porcentuales en su aportación al PIB nacional y representó el 20.32% del producto nacional. Ninguna entidad del país ha experimentado un descenso tan abrupto y en tan pocos años.

 

Si ponemos la “pérdida” del Distrito Federal (en contribución al PIB nacional) en pesos constantes, el descenso equivale a una disminución de riqueza de 55, 528 millones de pesos de 1994 a 2006.

 

La “pérdida” se aceleró dramáticamente en el sexenio 2000-2006, bajo el gobierno de Andrés Manuel López Obrador (y su delfín Alejandro Encinas): El Distrito Federal dejó de producir -respecto del PIB nacional– nada menos que 32,021 millones de pesos.

 

Otros datos para documentar el pesimismo: En 1994 el Distrito Federal representaba el 20.3 % del PIB nacional de la industria manufacturera; en 2000 ya había caído al 18.6%, pero para el 2006 logró la hazaña de reducir su participación a sólo el 15.3 % del PIB manufacturero nacional (3.3. puntos porcentuales de “pérdida” bajo la égida de López en sólo seis años). Y en comercio y turismo el PIB capitalino paso de 24.3% del PIB nacional respectivo en 1994, a 22.6% en el año 2000 y –cuesta abajo en su rodada- llegó a sólo 18.7% en 2006.

• Distrito Federal / CDMX

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus